Un ciclista con berraquera y empuje santandereano

Foto suministrada.

Álvaro Galvis Becerra es un deportista paralímpico nacido en Bucaramanga que, pese a mil dificultades, obtuvo dos títulos mundiales en Paraciclismo, fue dos veces subcampeón y desde el 2009 ha sido permanente vencedor nacional en las modalidades de pista y ruta.

Así, Galvis Becerra demuestra que los santandereanos llevan en la sangre la berraquera y la pujanza que los identifica para alcanzar lo que se proponen. “Yo pienso que es algo innato el tesón y la verraquera. Mis padres también son de Santander y eso es herencia, mi madre nació en Charalá, en tierra comunera y yo llevo su sangre la que nos hace sentir  muy orgullosos de heredar esos genes de tierras braseas de Santander”, manifestó el Galvis Becerra.

Desde muy pequeño demostró su interés por el deporte especialmente por el ciclismo lo que lo llevó a mudarse a la capital colombiana para prepararse y obtener sus primeros triunfos en éste deporte.

En 2003 después haber sido diagnosticado con cáncer emprendió una batalla con muchos obstáculos y problemas. Su fe y fuerza le ayudaron a retomar sus prácticas y así ganar el reconocimiento nacional y mundial del que hoy goza.

El bicampeón mundial de Paraciclismo y Orgullo Marca Región narró sus anécdotas y lo que más extraña de Santander cuando esta fuera del país es la comida: “en España yo he tenido la oportunidad de encontrar algunos restaurantes de comida típica colombiana y ver cabro santandereano eso es una alegría inmensa para uno cuando está fuera del País”.